Estamos navegando el barco mientras se construye.

Sudáfrica y Argentina dos ejemplos parecidos. Tomo el ejemplo de Sudáfrica para relacionarlo con lo que estamos haciendo.

Dr. Carlos Alberto Díaz. Profesor Titular Universidad ISALUD.

La primera  persona  con  Covid-19  confirmado en Sudáfrica  fue  un  viajero  que  había  regresado  de  Italia  y  fue  diagnosticado el 5 de marzo de 2020. Cuando se identificaron  402 casos   después de 18  días, el  gobierno  anunció  un  bloqueo nacional,   que se implementó 4  días más tarde  cuando  el  tiempo de duplicación era de 2  días y había  1170  casos identificados. En esta primer etapa hicimos algunas cosas diferentes.

Durante  35  días  del  cierre estricto, el tiempo  de duplicación se desaceleró  a  15  días, y hubo  5647 casos (incluyendo 103  muertes)  para el  30 de abril. Hasta el 19 de mayo,  cuando  se había realizado un bloqueo  menos  estricto,  Sudáfrica  había  registrado  17.200 casos y 312  muertes  y  había  realizado  488.609  pruebas  (www.gov.za/Coronaviruswww.gov.za/Coronavirus.


La respuesta nacional de Sudáfrica  al Covid-19 ha  comprender  ocho etapas superpuestas.   

La  primera  etapa se   centró  en  la preparación de Covid-19,  incluido el establecimiento de la capacidad de  prueba.  .  

La etapa 2  comenzó  cuando  hubo   51 casos, 10  días después de que se diagnosticó   al  primer  paciente sudafricano.   El  gobierno  declaró  el  estado nacional  del  desastre,  prohibiendo los viajes internacionales,  cerrando    escuelas,  restringiendo  las reuniones y  promoviendo el distanciamiento  social  y  la  higiene delas manos.  Un  comité  asesor de alto nivel  con  51  médicos, virólogos,  epidemiólogos,  modeladores   matemáticos, profesionales de la  salud   pública y  otros  expertos  está  proporcionando  asesoramiento  estratégico  al ministro  de salud y  estableciendo  orientación política basada en  la  evidencia. matemática.

La etapa 3 consistió en  el  bloqueo nacional,   que ahora se está  aliviando    lentamente. El  bloqueo  ha  causado  importantes  dificultades económicas,  especialmente  entre las personas   pobres y vulnerables.  La  contracción  de la  economía  podría  tener  importantes  consecuencias a largo plazo.

Durante la etapa  4,  que  se  inició  el  día  33, el  gobierno  ha  desplegado a más  de  28.000 trabajadores de salud  comunitarios  en  las  comunidades de mayor riesgo para llevar a  cabo la búsqueda activa de casos casa por casa.   

Los equipos de seguimiento de contactos comunitarios de   Sudáfrica,    establecidos para el control de la tuberculosis, se han utilizado para el rastreo de contactos de Covid-19  y  el seguimiento del cumplimiento de la  cuarentena.

Con la  mayor carga  de VIH en el  mundo, el país cuenta con una red de  proveedores,  que incluye  decenas  de  miles  de trabajadores de salud  comunitarios capacitados  con experiencia  en  la realización de visitas puerta a puerta  en  comunidades socialmente vulnerables.  

esta estrategia basada en la comunidad se ha utilizado  para  examinar a 11.114.600  personas  (casi el 20% de la  población)para Covid-19.

Una  aplicación de teléfono móvil  se  utiliza  para  administrar  una lista de comprobación de síntomas, y los datos de  cada  hogar se cargan,  junto  con las coordenadas de ubicación del teléfono móvil,   a una base de datos  central  para  mapear la cobertura de cribado. Las personas  con síntomas  de Covid-19  son  referidas a estaciones de prueba móviles  o  a   centros de salud  cercanos. Lamentablemente esto lo estamos resistiendo, y hay que hacerlo.

La etapa 5  implica  la identificación  de puntos calientes  y  la aplicación de medidas  de  prevención  en  zonas  con  brotes localizados..    

La etapa  6 se  centra  en  proporcionar atención médica,  incluida la construcción de  hospitales de campaña,  algunos  en centros de convenciones.      

La etapa  7  consiste en  prepararse  para  las muertes, los entierros y los desafíos de salud mental  asociados  con el duelo. La  etapa final se centra  en  mantenerse vigilante  participando   en actividades de búsqueda de  casos y  monitoreando  los

niveles de inmunidad de la población  utilizando  serosurveys  en  preparación  para las posteriores ondas epidémicas..  

Varios desafíos  pueden  obstaculizar el control epidémico.   

El país está tratando de ampliar aún más las pruebas a partir de la tasa acumulada actual de 9,6 pruebas por cada 1000 personas.

Los criterios inicialmente restrictivos dificultan que las personas se hicieran la prueba en clínicas y hospitales públicos, y los proveedores del sector privado realizaron alrededor del 80% de las pruebas. Los criterios se cambiaron después de aproximadamente 1 mes, y la mayoría de las pruebas se realizan ahora en el sector público.  

Asegurar  suficientes  suministros de pruebas y equipo de protección  personal para el personal de atención médica  ha  sido un desafío.

La pobreza y el desempleo significan que  muchas  personas  viven en  asentamientos  informales  donde  es  difícil implementar  intervenciones  preventivas  como  el lavado de manos y el distanciamiento  social. .  Estas comunidades  vulnerables  utilizan servicios de atención de salud  pública; más  del 80% de los sudafricanos  Africanos  no  tienen seguro médico. .  

En 2018 hubo 7,9 millones de personas que vivían con el VIH y alrededor de un cuarto de millón de casos de tuberculosis en Sudáfrica.

Covid-19 podría añadir una grave tensión al sistema de atención de la salud ya sobrecargado, especialmente si las personas con VIH o tuberculosis corren un mayor riesgo de desarrollar una enfermedad grave de Covid-19.  

El  potencial  de un  doble golpe se cierne a medida que  Sudáfrica se prepara  para entrar en  su temporada anual  de gripe. Como nosotros.

Las primeras  intervenciones de Sudáfrica  han  retrasado el pico  Covid-19.

Su  respuesta se está     implementando    ante recursos  limitados y otros  desafíos. El  compromiso nacional  de  responder  a  la  epidemia ofrece   esperanzas de que  el país  no  experimentará  la  devastación que se observa en otros lugares. A medida que Sudáfrica  se prepara para una oleada esperada de casos en  las  próximas  semanas, describió la respuesta nacional de Covid-19 como “navegar un  barco  mientras lo construía”..”  

Conclusiones:

Los sistemas sociales de salud, están haciendo lo que pueden con lo que tienen, tantos años de desinversión hacen que acomodemos las cargas durante la travesía, y los políticos además no quieren ruido, no quieren cadáveres en las calles, no fosas comunes, no camiones frigoríficos como morgues improvisadas o personal de salud muerte y contagiado, no quieren varios postergados incendiados, o ancianos asilados muriéndose todos los días. Tratemos de que los resultados sean diferentes, estamos haciendo todo lo imposible, valoren lo que hacemos por favor, déjennos trabajar.

Publicado por saludbydiaz

Especialista en Medicina Interna-nefrología-terapia intensiva-salud pública. Director de la Carrera Economía y gestión de la salud de ISALUD

2 comentarios sobre “Estamos navegando el barco mientras se construye.

Responder a saludbydiaz Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: