Es tonto seguir midiendo la temperatura a la entrada de los edificios públicos, supermercados, hospitales.

Por qué la detección de temperatura para la enfermedad de Coronavirus 2019 con termómetros infrarrojos sin contacto no funciona 

William F WrightFelipe A Mackowiak

Resumen

La detección de la enfermedad por coronavirus 2019 puede evaluar un gran número de pacientes, al tiempo que reduce las exposiciones sanitarias y limita la propagación posterior del virus. La detección de temperatura ha sido un punto focal de detección de casos durante la pandemia porque es una de las manifestaciones más tempranas y frecuentemente reportadas de la enfermedad. Describimos factores importantes a tener en cuenta a los individuos examinados, así como el proceso de medición y los resultados actuales. La detección óptima basada en la temperatura implica factores individuales y ambientales, así como la reconsideración del umbral de fiebre actual.

Conclusiones

Estas son algunas de las razones por las que los programas de detección masiva de infecciones por SARS-CoV-2 que dependen de los NCITs son ineficaces. Para desarrollar mejores programas para distinguir infectados de personas no infectadas, se tendrá que abordar la miríada de factores que afectan negativamente a la detección térmica con NCITs enumeradas anteriormente. Dado el bajo número de casos de COVID-19 detectados mediante un corte térmico de 100,4 °F (38 °C), debe tenerse en cuenta la reducción de la temperatura de corte utilizada para identificar a las personas infectadas sintomáticas, especialmente cuando el cribado de ancianos frágiles y ciertas personas inmunocomprometidas. Los resultados de la investigación de Ng et al [15] citados anteriormente sugieren que una temperatura de corte de >96.1°F (>35.6°C) debe utilizarse en personas de detección de infecciones sintomáticas SARS-CoV-2. Desafortunadamente, debido a que entre el 40% y el 45% de las personas con infecciones por SARS-CoV-2 son asintomáticas[6],cualquier esfuerzo por identificar a esas personas que no las prueben para detectar el virus en sí probablemente fracasaría. Debido a que la detección masiva del virus está limitada por nuestra capacidad actual para hacerlo y el costo de un programa de este tipo en caso de que esté disponible, vale la pena considerar tácticas innovadoras para la vigilancia de la salud pública, como las que implican pruebas grupales[16],crowdsourcing de datos portátiles digitales, mediciones de fiebre geolocalada de “termómetros inteligentes” (es decir, termómetros emparejados a dispositivos móviles) [17],y monitoreo de lodos de alcantarillado para SARS-CoV-2 [6] . Estas ideas, al igual que la cuestión de hasta qué punto la temperatura límite que define una fiebre puede reducirse sin aumentar el número de casos falsos positivos de infección sintomática SARS-CoV-2 a un nivel inaceptable, tendrán que ser determinadas por investigaciones futuras cuidadosamente diseñadas

Cribado de temperatura en el lugar de trabajo para COVID-19

Stave, Gregg M. MD, JD, MPH; Smith, Sharon E. MD, MBA; Hymel, Pamela A. MD, MPH; Garza, Richard J.

Objetivo:

Determinar si el cribado de temperatura es útil para detectar y reducir la transmisión en el lugar de trabajo del SARS-CoV-2.

Métodos:

Se realizó una encuesta para determinar si el control de temperatura identificó con éxito a los trabajadores con COVID-19 entre una muestra de conveniencia de directores médicos de corporaciones multinacionales en una amplia gama de industrias.

Resultados:

Más de 15 millones de proyecciones fueron realizadas por 14 empresas. Se identificaron menos de 700 episodios de fiebre. De ellos, sólo se detectaron unos 53 casos de COVID-19. Por el contrario, unos 2.000 trabajadores con COVID-19 diagnosticados se encontraban en el lugar de trabajo y no fueron detectados mediante cribado.

Conclusiones:

Se identificó un caso de COVID-19 mediante la detección de aproximadamente cada 40 casos que se perdieron. La detección de temperatura en el lugar de trabajo fue ineficaz para detectar trabajadores con COVID-19 y no se recomienda.

Publicado por saludbydiaz

Especialista en Medicina Interna-nefrología-terapia intensiva-salud pública. Director de la Carrera Economía y gestión de la salud de ISALUD

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: