¿Qué es Lean Healthcare?

Lean Healthcare es la aplicación de ideas “lean” en el cuidado de la salud para minimizar el desperdicio con la mejora continua del proceso. Aprenda a utilizar Lean para mejorar la satisfacción del paciente y los resultados de la atención al tiempo que reduce los costos.

El concepto de manufactura esbelta, magra, estabilizada o Lean se convirtió en un fenómeno global en la década de 1990 después del libro enormemente popular de Womack, que describe su linaje con el fabricante de automóviles japonés Toyota [ 29 ,  77 ].

 En las operaciones de fabricación, es bien sabido que un sistema esbelto es capaz de manejar fluctuaciones considerables en la demanda de los clientes. Toyota Motor Company había introducido con éxito herramientas y técnicas lean en sus plantas y había documentado sus esfuerzos. Desde entonces, estos han sido ampliamente aceptados y aplicados en la industria y los servicios [ 69]. 

Dentro del sector de servicios, la atención médica es un contribuyente significativo a la economía de varios países. Los sistemas de prestación de servicios de salud consisten en varios procesos necesarios para mantener o mejorar las condiciones físicas o mentales de los seres humanos, comprometidas debido a una enfermedad o lesión. Los procesos se denominan curativos y tienen como objetivo tratar a los pacientes, prevenir enfermedades y rehabilitarlos para la atención postratamiento [ 38 ]. 

Los servicios de salud varían significativamente en términos de calidad y accesibilidad según la población, los ingresos y la ubicación [ 20 ]. La mayor demanda de servicios sanitarios hace que sea fundamental revisar los procesos sanitarios para mejorar su rendimiento [ 5 ].

Este artículo que se transcribe a continuación apareció en NEJM Catalyst antes del lanzamiento de la revista NEJM Catalyst Innovations in Care Delivery. 

Catalizador NEJM 27 de abril de 2018

El cuidado de la salud Lean es la aplicación de ideas “esbeltas”, magras, estabilizadas, en los centros de salud para minimizar el desperdicio en cada proceso, procedimiento y tarea a través de un sistema continuo de mejora. Utilizando principios lean, todos los miembros de la organización, desde los médicos hasta el personal de operaciones y administración, se esfuerzan continuamente por identificar áreas de desperdicio y eliminar cualquier cosa que no agregue valor para los pacientes.

Para encontrar nuevas soluciones al crecimiento insostenible del 5,5% anual proyectado en el gasto nacional en salud , los miembros de la industria de la salud han estado aplicando los Principios de Manufactura Esbelta para ayudar a controlar los costos y agregar valor para los pacientes. Un área de enfoque es aumentar la satisfacción del “cliente” (pacientes y pagadores) y hacerlo de manera rentable. Debido a que eliminar el desperdicio en todos los niveles de una organización es fundamental para los principios lean, y debido a que el «pensamiento Lean» requiere la participación de todos los miembros del equipo de una organización para tener éxito, se integra profundamente en la cultura, lo que resulta en innovación en todos los niveles. . Al implementar la atención médica ajustada, las organizaciones también están mejorando la satisfacción del paciente a medida que las decisiones y los procesos se centran cada vez más en el paciente.

Lean Six Sigma en el cuidado de la salud

Aunque a veces se confunden, Lean y Six Sigma a menudo se usan en conjunto en la atención médica y otras industrias para crear mejoras, pero lo hacen de diferentes maneras. Six Sigma es un sistema basado en métricas que se utiliza para reducir los errores médicos y eliminar los defectos de los procesos involucrados en la prestación de la atención. Ambas metodologías se esfuerzan por optimizar las operaciones y aumentar el valor para los pacientes. Sin embargo, mientras que Lean se enfoca en eliminar el desperdicio , Six Sigma busca reducir la variación al disminuir los defectos a una medida estadística específica. En las últimas dos décadas, los dos sistemas se han combinado en el proceso de mejora híbrido llamado «Lean Six Sigma».

Las organizaciones que están instituyendo principios lean en el cuidado de la salud, como Virginia Mason, creadoras del Virginia Mason Production System (VMPS) , argumentan que Lean es el mejor enfoque general para la mejora en el cuidado de la salud porque valora a todos los miembros del equipo de atención al paciente y puede ser implementado por cualquier persona. A diferencia de Six Sigma, Lean no requiere métodos estadísticos avanzados, capacitación costosa o plataformas y sistemas costosos. Más importante aún, los valores lean se pueden aplicar gradualmente en un viaje continuo hacia la atención médica basada en valores . Cada episodio de atención y cada interacción con el paciente representan oportunidades para cultivar valor y reducir el desperdicio.

Metodología ajustada en el cuidado de la salud: elimine los «ocho desperdicios»

Los desperdicios en los procesos que ejecutamos son ocho, reducir los tiempos de espera, el movimiento innecesario de cosas o personas-pacientes-equipo de salud, el sobrestock, minimizar los inventarios, hacer las cosas mal en calidad, sobreutilizar, sobreprestar, no escuchar a las personas.

Taiichi Ohno de Toyota, el creador de los principios lean, describió siete áreas de desperdicio que ocurren en todas las industrias. (Toyota identificó más tarde el octavo desperdicio). Puede parecer contrario a la intuición aplicar lo que ha funcionado en la fabricación en un entorno hospitalario, pero al implementar lean en el cuidado de la salud y revisar los procesos y sistemas a través de la lente de los ocho desperdicios, las organizaciones pueden potencialmente:

  1. Reducir el tiempo de espera / inactividadDe acuerdo con los principios lean, cada vez que se requiere que los pacientes o los empleados estén en espera, se produce un desperdicio. Los pacientes sentados en las áreas de espera, las reuniones estancadas para los que llegan tarde, las listas de espera de citas y los equipos inactivos de alta tecnología son áreas que representan oportunidades para que las organizaciones de atención médica aprovechen la creatividad y la imaginación de sus equipos para reducir el desperdicio.
  2. Minimizar el inventario El inventario representa el capital inmovilizado y el costo de almacenamiento. Los suministros y medicamentos excedentes, el equipo superfluo, los datos extraños o las reservas de formularios preimpresos se traducen en desperdicio de inventario. Además, el inventario excesivo aumenta el riesgo de pérdida por robo o obsolescencia. Se puede capacitar a los empleados de toda la organización para que reconozcan el inventario excesivo y encuentren formas novedosas de reducirlo.
  3. Erradicar defectos para mejorar la calidad de la atención y aumentar el reembolso Las fallas del proceso o del sistema, los errores médicos y los diagnósticos erróneos son ejemplos de desperdicio de defectos en la atención médica. Las afecciones adquiridas en la atención médica, como coágulos de sangre e infecciones, errores de medicación o quirúrgicos , readmisiones evitables, reacciones alérgicas evitables, registros médicos incompletos o erróneos, todos ilustran el desperdicio de defectos en la atención médica. A medida que los pagadores avanzan hacia modelos de pago por desempeño que recompensan / penalizan los resultados, las organizaciones pueden aprovechar los principios lean para movilizar a cada empleado para erradicar el desperdicio de defectos y mejorar la calidad para impactar positivamente en los resultados y, lo más importante, para evitar errores.
  4.  Transporte: disminuya el movimiento de pacientes, suministros y equipos para mejorar el flujo de pacientes El transporte de desechos en la atención médica implica el traslado innecesario de personas, suministros y equipos médicos. Transportar a los pacientes a diferentes departamentos y correr para recolectar suministros también aumenta el riesgo de lesiones del paciente o del cuidador (desperdicio de defectos) y genera retrasos en la atención (desperdicio de espera). El pensamiento esbelto se puede utilizar para analizar el movimiento del paciente y del cuidador en las instalaciones del hospital para ahorrar tiempo, reducir las lesiones y mejorar el flujo de pacientes .
  5. Evite lesiones y ahorre tiempo reduciendo el movimientoEl desperdicio en movimiento ocurre cuando los trabajadores del hospital realizan movimientos dentro de su espacio de trabajo que no agregan valor para los pacientes. Estirarse o agacharse para buscar suministros y equipos de uso frecuente, caminar más debido a un diseño deficiente del edificio o traslados de pacientes no ergonómicos entre camas, sillas de ruedas o mesas de operaciones son casos potenciales de desperdicio de movimiento.
  6. Maximice los recursos minimizando la sobreproducción de atención médicaEl desperdicio de sobreproducción implica redundancias, crear demasiado de algo o crearlo en momentos inapropiados. La preparación de medicamentos para un paciente dado de alta, la duplicación de pruebas o la prolongación de la estadía en el hospital más allá de la necesidad médica son ejemplos de sobreproducción que las organizaciones de atención médica pueden abordar.
  7. Eliminar los desechos del procesamiento excesivo El procesamiento excesivo ocurre cuando se realiza un trabajo innecesario para tratar a los pacientes. Pruebas innecesarias, completar diferentes formularios con la misma información y realizar la entrada de datos en más de un sistema son ejemplos. Cuando el tiempo, el esfuerzo y los recursos no se suman a la calidad de la atención o no mejoran los resultados del paciente, tiene el potencial de cambiarse o eliminarse a través del análisis lean. Al ver todos los procesos a través de la lente de la atención médica ajustada, el personal puede ayudar a identificar procesos repetitivos, redundantes o poco valiosos para ahorrar tiempo y dinero.
  8. Comprenda cómo el desperdicio de la atención médica conduce a un potencial humano desaprovechado: el pináculo del desperdicio en la atención médica Cuando el tiempo de los trabajadores es consumido por cualquiera de los anteriores, no pueden usarlo para aprovechar su creatividad y talento para el trabajo que promueve la atención al paciente y operaciones optimizadas. El desperdicio en la atención médica resta tiempo que los empleados podrían usar para actividades educativas, entablar relaciones con los pacientes o implementar mejoras basadas en sistemas. Adoptar una cultura esbelta no solo conduce a mejoras en la calidad de la atención y reduce los costos, sino que también conduce a una mejor moral y compromiso de los empleados.
Lean Healthcare 8 Residuos: Espera / Inventario / Defectos / Transporte / Movimiento, Sobreproducción / Sobreprocesamiento / Potencial humano desaprovechado

Ejemplos de Lean Healthcare

Mejorar la satisfacción del paciente, programar citas, disminuir el trabajo de horas extra, procesar el papeleo y aumentar los ingresos de la clínica son solo algunas de las áreas en las que los hospitales y otras instalaciones de atención médica están implementando principios lean. Aquí se destacan algunos ejemplos interesantes de atención médica ajustada:

  • Habitaciones de pacientes rediseñadas En ThedaCare , los suministros, los medicamentos y los sistemas de mantenimiento de registros electrónicos se trasladaron a las habitaciones de los pacientes, lo que permitió a las enfermeras dedicar un 70% más de su tiempo a los pacientes. Además, se mejoró la seguridad del paciente al equipar las salas con elevadores de techo, camas con alarmas y básculas, y otros equipos.
  • Inspecciones de carros de emergencia Nicklaus Children’s Hospital redujo los tiempos de inspección de carros de emergencia de tres horas a diez minutos mediante la optimización visual y la reducción del exceso de suministros y equipos.
  • Programación ajustada: citas para madres y recién nacidos para atención posparto La Clínica Eastside de Denver Health experimentó una gran cantidad de ausencias para los controles posparto maternos debido a las barreras del transporte y los largos tiempos de espera en las citas. Para resolver este dilema y promover la atención centrada en el paciente, la clínica combinó las citas de la madre y el bebé en una. El resultado fue una disminución de las ausencias de más del 50% a solo el 15%.
  • Sistema de Alerta de Seguridad del Paciente (PSA) Una de las numerosas iniciativas de Virginia Mason es su Sistema de Alerta de Seguridad del Paciente (PSA) a través del cual todo el personal debe informar posibles problemas de seguridad del paciente. Las inquietudes comunicadas se investigan rápidamente y las intervenciones se implementan con prontitud. Debido a este sistema, las reclamaciones de responsabilidad en Virginia Mason disminuyeron en un 74% de 2005 a 2015.

Implementar los principios Lean en la atención médica

Desde que los primeros pioneros compartieron sus aprendizajes en la Cumbre Global Lean Healthcare en 2007, cada vez más organizaciones de atención médica han implementado métodos Lean en su misión de controlar los costos al tiempo que mejoran la calidad y los resultados de la atención. La aplicación de los conceptos desarrollados en la fabricación a la atención médica ha requerido un enfoque reflexivo para adaptar estas innovaciones al entorno hospitalario.

Los líderes de la atención médica aprecian las perspectivas de los médicos de primera línea para brindar nuevos conocimientos. Todos en la organización aprenden a preguntar: ¿Esto agrega valor para el paciente?

Al aplicar los principios lean en el cuidado de la salud, las organizaciones aprovechan un conjunto de herramientas para implementar el cambio. El foco pasa a ser la eliminación de pasos y procesos que no contribuyen a la satisfacción del paciente y a una atención superior. Los líderes de la atención médica aprecian las perspectivas de los médicos de primera línea para brindar nuevos conocimientos. Todos en la organización aprenden a preguntar: «¿Esto agrega valor para el paciente?» Según Gary Kaplan , director ejecutivo de Virginia Mason Health System, implementar el cambio requiere que los líderes vayan más allá de la lean y creen un «sentido de urgencia», desarrollen una «visión compartida», «alineen las expectativas» y demuestren un «liderazgo visible y comprometido». De esta manera, las organizaciones están utilizando lean para aprovechar de manera efectiva el capital intelectual colectivo de todos los miembros de su equipo para maximizar el valor para los pacientes y desacelerar la trayectoria de costos insostenibles de la atención médica.

Publicado por saludbydiaz

Especialista en Medicina Interna-nefrología-terapia intensiva-salud pública. Director de la Carrera Economía y gestión de la salud de ISALUD

2 comentarios sobre “¿Qué es Lean Healthcare?

Responder a saludbydiaz Cancelar la respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: