Debemos analizar viabilidad de Autotest diagnóstico para esta nueva etapa de la pandemia.

Se transcriben varias evaluaciones, podría ser una política pública para acceder a otra estrategia de contención de la propagación de la pandemia, mejorar el aislamiento y evitar o mitigar la onda de propagación. Debemos estar alertas que caminos alternativos explorar, cómo se puede implementar una mejora en la equidad, en el acceso, en mitigar efectos pandémicos.

Es evidente que las vacunas en uso son fundamentales para la contención de la pandemia, disminuir casos graves y mortalidad, pero su efectividad disminuye muy rápidamente, especialmente para las mutaciones. Entiendo que debiera la ciencia, desarrollar otras tecnologías vacunales más efectivas, estrategias no solo de prevención de enfermedad grave y mortal, sino la transmisión, porque en caso contrario la cantidad de casos, con sus aislamientos respectivos llevará a una disminución de la fuerza productiva de trabajadores esenciales, de la producción de bienes, el intercambio y la reposición de algunos hábitos que incremente el crecimiento económico

Evaluación de la viabilidad de la autoprueba de antígeno de Biosynex COVID-19 AG + para la detección de la proteína nucleocápsida del SARS-CoV-2 a partir de las secreciones nasales del cornete medio autocolectadas en el público en general en Francia

por Serge Tonen-Wolyec 1,2,Raphaël Dupont 3,Natalio Awaida 3,Salomon Batina-Agasa 2,Marie-Pierre Hayette 4 yLaurent Bélec 5, *

Debido a su facilidad de uso, las pruebas de diagnóstico rápido de detección de antígeno SARS-CoV-2 de ensayo de flujo lateral podrían ser candidatas adecuadas para la autoprueba de diagnóstico rápido de detección de antígeno (Ag-RDST). Evaluamos la viabilidad de la autoprueba de antígeno Ag-RDST BIOSYNEX COVID-19 Ag + (Biosynex Swiss SA, Freiburg, Suiza), utilizando secreciones nasales recolectadas por ellos mismos del medio de cornetes (NMT), en 106 voluntarios adultos incluidos de manera prospectiva que viven en París, Francia. La mayoría de los participantes entendieron correctamente las instrucciones de uso (94,4%; intervalo de confianza (IC) del 95%: 88,3-97,4), mostrando una gran capacidad para realizar todo el procedimiento de autocomprobación para obtener un resultado válido e interpretable (100% ; IC del 95%: 96,5-100), y demostró la capacidad de interpretar correctamente los resultados de las pruebas (96,2%; IC del 95%: 94,2-97,5) con un alto nivel de satisfacción general. Aproximadamente uno de cada ocho participantes (# 15%) necesitó ayuda verbal para realizar o interpretar la prueba, y solo el 3.8% de los resultados de la prueba fueron mal interpretados. En referencia a la RT-PCR multiplex en tiempo real, el Ag-RDST mostró 90,9% y 100% de sensibilidad y especificidad, respectivamente, y un alto acuerdo (98,1%), fiabilidad (0,94) y precisión (90,9%) para detectar el SRAS. Antígeno CoV-2. Tomados en conjunto, nuestro estudio demuestra la alta usabilidad y precisión de BIOSYNEX Antigen Self-Test COVID-19 Ag + para el muestreo de NMT auto-recopilado supervisado en una población adulta no seleccionada que vive en Francia. y alta concordancia (98,1%), fiabilidad (0,94) y precisión (90,9%) para detectar el antígeno del SARS-CoV-2. Tomados en conjunto, nuestro estudio demuestra la alta usabilidad y precisión de BIOSYNEX Antigen Self-Test COVID-19 Ag + para el muestreo de NMT auto-recopilado supervisado en una población adulta no seleccionada que vive en Francia. y alta concordancia (98,1%), fiabilidad (0,94) y precisión (90,9%) para detectar el antígeno del SARS-CoV-2. Tomados en conjunto, nuestro estudio demuestra la alta usabilidad y precisión de BIOSYNEX Antigen Self-Test COVID-19 Ag + para el muestreo de NMT auto-recopilado supervisado en una población adulta no seleccionada que vive en Francia.

Si bien las pruebas de amplificación de ácido nucleico recomendadas actualmente, como los ensayos de reacción en cadena de la polimerasa con transcripción inversa en tiempo real, siguen siendo la piedra angular del estándar de oro para el diagnóstico de la infección por SARS-CoV-2 [ 4 , 5 ], los métodos inmunológicos también se pueden utilizar para detectar antígenos virales [ 5 , 6 , 7 ]. Por lo tanto, las pruebas de diagnóstico rápido de detección de antígenos (Ag-RDT) permiten nuevas estrategias de prueba para el diagnóstico y control de la infección por SARS-CoV-2 debido a su breve tiempo de respuesta y su facilidad de uso [ 6 , 8 , 9]. Sin embargo, la mayoría de las Ag-RDT de SARS-CoV-2 dependen del muestreo nasofaríngeo, y su uso se ve obstaculizado por la necesidad de desplegar trabajadores sanitarios cualificados y equipo de protección para recoger las secreciones nasofaríngeas, realizar las pruebas e interpretar los resultados de las mismas. Además, un hisopado nasofaríngeo a menudo se considera incómodo, lo que limita la capacidad de realizar con frecuencia pruebas de detección de este tipo de muestreo nasofaríngeo [ 10 ].Los métodos de muestreo alternativos, como el muestreo nasal del cornete medio (NMT) (se inserta un hisopo unos 2-3 cm en la fosa nasal paralela al paladar hasta que se encuentre resistencia en los cornetes), son bien tolerados y pueden ser realizados por la propia persona sin supervisión a domicilio o supervisado in situ [ 10 , 11 , 12 , 13 ]. El muestreo de NMT fue equivalente al muestreo nasofaríngeo para un SARS-CoV-2 Ag-RDT incluido en la lista de la OMS, que sienta las bases para su uso como una técnica de auto-muestreo bajo supervisión [ 12 , 13 , 14 , 15 ]. El uso generalizado de autopruebas para la infección por SARS-CoV-2 podría ayudar a mejorar el control de la propagación de la epidemia de SARS-CoV-2 [ 1617 , 18 , 19 , 20 , 21 ]. La experiencia previa con la autoprueba del VIH mostró que una autoprueba la puede realizar perfectamente una persona común y da resultados fiables y precisos, y que la autoprueba del VIH se considera una herramienta aceptable y útil para mejorar la cobertura de la prueba del VIH en todo el mundo para mejorar Control de la epidemia del VIH [ 22 , 23 ]. Las pruebas de flujo lateral para el antígeno del SARS-CoV-2 son apropiadas para su uso como una autoprueba de diagnóstico rápido de detección de antígeno (Ag-RDST) debido a su bajo costo, facilidad de uso y resultado rápido [ 12 , 14 , 24 ] .Informes recientes han establecido la viabilidad del automuestreo de NMT bajo supervisión [ 12 , 14 ]. Sin embargo, los datos sobre el rendimiento clínico de la autocomprobación con Ag-RDT se limitan a comparaciones con la detección cuantitativa de RT-PCR en tiempo real (rtRT-PCR) del ARN del SARS-CoV-2 [ 25 , 26 ].Este estudio tuvo como objetivo evaluar la usabilidad y el rendimiento clínico en el campo de la autoprueba de antígeno COVID-19 Ag + de Ag-RDST BIOSYNEX (Biosynex Swiss SA, Freiburg, Suiza; referencia 859271) para las pruebas antigénicas de COVID-19 de NMT recolectado por ellos mismos. secreciones en adultos que viven en la región de París durante la tercera ola de la epidemia de COVID-19 en Francia. Por primera vez que sepamos, la usabilidad de este novedoso Ag-RDST se evaluó de acuerdo con un enfoque sistemático basado en nuestra experiencia previa en la evaluación de la autoprueba del VIH y el SARS-CoV-2 utilizando muestras de sangre capilar [ 27 , 28 , 29 , 30 ].

Diagnóstico 11 02217 g002 550

Comparativa de los test disponibles para coronavirus

Molecular (prueba de PCR)AntígenoAnticuerpo (Inmunocromatografía o test rápido y ELISA /CLIA)
Tipo de muestraNasofaríngeo, nasal o garganta.Nasofaríngeo o nasal.Sangre capilar para inmunocromatografía y suero o plasma para ELISA/CLIA.
Resultado que muestraInfección activa (detecta la presencia de genoma del virus).Infección activa (detecta la presencia de proteínas del virus).Infección pasada o en fases finales (presencia de anticuerpos IgM e IgG frente al virus).
Situaciones en las que se recomienda su usoPatrón de referencia para el diagnóstico de pacientes con síntomas o contacto estrecho en los primeros 15 días desde el inicio de síntomas o contacto (desde unos días antes de la aparición de los síntomas hasta el final de la segunda semana).Pacientes con síntomas o contacto estrecho durante los 5 primeros días desde el inicio de síntomas o contacto y alta carga viral, si no se puede realizar una PCR, o se necesitan resultados rápidos para el manejo clínico.IgM (6-20 días) IgG (a partir del día 15) desde el inicio de síntomas o contacto. Estudios de seroprevalencia (población que ha estado en contacto con el virus); Evaluación clínica de personas con enfermedad tardía y de manera conjunta con PCR; Sospecha de síndrome postinfeccioso.
Sensibilidad (en situaciones en las que se recomienda su uso)AltaModeradaModerada (Inmunocromatografía) y Alta (ELISA/CLIA)
Especificidad (en situaciones en las que se recomienda su uso)AltaAltaAlta (aunque menor en inmunocromatografía)
Situaciones en las que se recomienda su uso y puede dar un resultado falso positivoDetección de restos de genoma viral, no infeccioso.Reacción cruzada con otros virus.
Situaciones en las que se recomienda su uso y puede dar un resultado falso negativoEscasa eliminación del virus (estadío clínico, gravedad).Escasa eliminación del virus (estadío clínico, gravedad). Si hay sospecha de infección, confirmar con PCR.Fase precoz de la infección.

Tabla: Blanca Lumbreras (UMH) y Salvador Peiró (Fisabio) Descargar los datos

Población de estudio

Se evaluó la elegibilidad de un total de 116 personas, pero se excluyó a 10 porque eran menores de 18 años (n = 4) y no daban su consentimiento ( n = 6) ( Figura 1 ). Finalmente, 106 se inscribieron con éxito en todos los subestudios de viabilidad y evaluación del desempeño clínico.Las características demográficas y el historial médico de los participantes del estudio se muestran en la Tabla 1 . En total, 68 (64,2%) eran mujeres. La mediana de edad fue de 40 años y la mayoría de los participantes tenían entre 21 y 59 años. La mayoría (83,9%) de los participantes poseía al menos un nivel universitario o de educación superior. La mayoría (87,7%) de ellos no poseía experiencia previa en la autoevaluación de enfermedades distintas de COVID-19.3.1. Las principales razones para realizar las pruebas fueron los viajes en avión ( n = 41; 38,7%), la exposición de un caso por contacto de un individuo infectado con SARS-CoV-2 ( n = 10; 9,4%), sospecha de COVID-19 ( n = 30; 28,3%) ), evaluación preoperatoria ( n = 18; 17,0%) y control de la infección por SARS-CoV-2 en los 30 días anteriores (n = 7; 6,6%). En el momento de la prueba, la mayoría (71,7%) de los participantes no habían informado síntomas de COVID-19 en el último mes, incluidos todos los casos de contacto de personas infectadas con SARS-CoV-2. Alrededor de un tercio de los participantes informaron al menos un síntoma compatible con COVID-19. Entre los pacientes sintomáticos, el tiempo medio de duración de los síntomas antes de la toma de muestras fue de 4 días (rango, 0 a 7 días).

 Discusión

En este documento informamos sobre nuestra experiencia reciente durante el tercer período pico de la epidemia de COVID-19 en Francia de la usabilidad y el rendimiento clínico en el campo de un nuevo test de antígenos rápidos y autoadministrados Ag-RDST para las pruebas antigénicas de COVID-19 de las secreciones de NMT recolectadas por ellos mismos en voluntarios adultos que viven en la región de París. La mayoría de los participantes pudo comprender correctamente las instrucciones de uso de la autoevaluación, obtener un resultado fiable e interpretar los resultados finales de la prueba. Aproximadamente uno de cada ocho (# 15%) participantes necesitó ayuda verbal, y solo el 3,8% de los resultados de las pruebas se malinterpretaron. Tomados en conjunto, nuestro estudio demuestra la viabilidad y precisión de la autocomprobación de COVID-19 a partir de muestras de NMT recopiladas por ellos mismos en una población adulta no seleccionada en un entorno supervisado.

4.1. Evaluación de viabilidad

La usabilidad global del BIOSYNEX Antigen Self-Test COVID-19 Ag + fue evaluada mediante cuatro subestudios sucesivos que permiten un buen análisis de todos los pasos de la realización de la prueba, desde la comprensión de las instrucciones de uso con la identificación de la prueba. componentes, hasta la realización del Ag-RDST y la interpretación final de los resultados. El subestudio de satisfacción también es fundamental para evaluar la aceptabilidad de la autocomprobación, que necesariamente deberá repetirse en un contexto epidémico.El subestudio 1 evaluó si todos los participantes podían leer y comprender las instrucciones de uso. Nuestros hallazgos mostraron que el 94,4% de los participantes respondieron correctamente las 11 preguntas, lo que indica una comprensión generalmente correcta de los mensajes clave entregados por las instrucciones de uso de BIOSYNEX Antigen Self-Test COVID-19 Ag +, con una tasa general de buenas respuestas de 96,8 %. Estos resultados satisfactorios pueden explicarse en parte por un nivel de educación suficiente de la mayoría de los participantes del estudio. De hecho, la experiencia previa con el autodiagnóstico del VIH ha demostrado que un nivel de educación insuficiente es un gran desafío para comprender las instrucciones de uso [ 22 , 40]. Aunque las revisiones sistemáticas y el metanálisis han demostrado que el autodiagnóstico del VIH puede ser realizado con éxito por usuarios no capacitados sin ayuda [ 22 ], nuestras observaciones subrayan la necesidad de complementar las instrucciones tradicionales en papel con otras herramientas educativas, como un video corto, que fue preferido por el 28,3% de los participantes del estudio para una mejor comprensión de las instrucciones de uso. Estos hallazgos recuerdan las recomendaciones anteriores de la OMS para la autoevaluación del VIH, de que todos los autoevaluadores deben tener la opción de acceder a la asistencia por teléfono, Internet o instrucciones adicionales como videos, animaciones o diagramas [ 41]. Debe enfatizarse la dificultad de explicar que el hisopo debe tocar la parte inferior de la pared interna de la fosa nasal para una correcta toma de muestras de NMT. Esta dificultad, encontrada en el 5,6% de los participantes, podría ser la causa de resultados falsos negativos.En el subestudio 2, todos los participantes del estudio llevaron a cabo el COVID-19 Ag-RDST y lograron obtener un resultado de prueba válido con un índice de usabilidad general estimado en 99,1%. El tiempo de realización de la prueba fue especialmente corto (8,1 min). Alguna dificultad en la correcta introducción del hisopo nasal en ambas fosas nasales y la necesidad de girar el hisopo 6 veces en el tubo de diluyente fueron las principales preocupaciones reportadas encontradas y fueron la razón más común para la ayuda oral. Todos los participantes que utilizaron las instrucciones en video realizaron la autoprueba fácilmente. Estas características subrayan la importancia de las instrucciones en video, cuando están disponibles. El uso de una línea directa también podría proporcionar asistencia remota directa.La capacidad de leer e interpretar correctamente los resultados de la autoevaluación se considera un paso delicado en la autoevaluación [ 42 ]. Esto se refiere no solo a la capacidad visual relacionada con una buena agudeza visual al leer e interpretar los resultados, sino también a la intensidad de las bandas a leer en la tira. En nuestra serie, la tasa (96,2%) de interpretación correcta de los resultados de COVID-19 Ag-RDST fue alta, como suele observarse, por ejemplo, con la autoprueba del VIH con un casete similar [ 28 , 29 , 30]. En un caso, los resultados de la prueba malinterpretados se referían a una banda positiva débil, leída como negativa. Esta dificultad para leer algunas bandas positivas débiles e interpretar definitivamente los resultados de la prueba puede ocurrir tanto en usuarios no profesionales como en usuarios capacitados en pruebas profesionales [ 43 ]. La lectura errónea de una tira débilmente positiva es obviamente restrictiva porque el sujeto cree falsamente que es negativo. Sin embargo, las instrucciones de uso establecen claramente que una prueba negativa no significa que el Ag-RDST no sea contagioso. La lectura errónea de pruebas no válidas interpretadas como positivas debe, en principio, corregirse mediante más pruebas moleculares de COVID-19, que deben ser sistemáticas en caso de positividad, como se indica en las instrucciones de uso.Las respuestas postest al cuestionario de satisfacción sobre las instrucciones de uso (subestudio 1), la realización del autodiagnóstico (subestudio 2) y la interpretación de los resultados (subestudio 3), mostraron que la gran La mayoría de los pasos de autoprueba de COVID-19 fueron considerados fáciles o muy fáciles por la mayoría de los participantes, como se informó anteriormente para la autoprueba de VIH utilizando un casete de prueba rápida similar [ 28 , 30 ]. Se agradeció especialmente ver un video antes de la prueba. La voluntad de repetir el uso del estudio Ag-RDST cuando sea necesario es importante para un uso generalizado, porque el Ag-RDT para la detección del SARS-CoV-2 debe repetirse para identificar individuos infecciosos, o para uso personal privado para que se convierta en una rutina. .En conjunto, nuestras observaciones destacan en adultos la usabilidad de la autoprueba de antígeno BIOSYNEX COVID-19 Ag + utilizando el auto muestreo indoloro de NMT como un enfoque novedoso para evaluar la infección por SARS-CoV-2 mediante el uso de la prueba Ag-RDT y la autointerpretación. de los resultados en un entorno supervisado. La viabilidad de la autocolección de hisopos nasales en la comunidad se enfatizó anteriormente para el diagnóstico de infección por virus respiratorios, como la influenza A y B y otros virus respiratorios comunes, incluidos los coronavirus comunes [ 44 , 45 ], y estos hisopos parecen ser ambos fácil de realizar [ 42 , 43 , 44 , 46 , 47 , 48 ] y bien aceptado [ 4648 ]. La autocolección de secreciones nasales para virus respiratorios ofrece beneficios potenciales significativos al reducir la necesidad de equipo de protección personal, limitar la exposición de los pacientes y el personal a infecciones, aumentar la comodidad y el acceso para los pacientes y la puntualidad de la recepción de la muestra [ 45 , 48 , 49 ] . En la presente serie, el manejo de la prueba en sí no supuso ningún problema particular, como se demostró anteriormente para otras autopruebas con casetes similares [ 28 , 29 , 30 , 50]. El auto muestreo de NMT fue aceptable y alcanzable en una variedad de niveles de educación, y la mayoría de los participantes prefirieron este método sobre la recolección de atención médica, probablemente debido a la capacidad de los pacientes para controlar el nivel de comodidad de la recolección nasal mejor que un capacitado. recolector puede, como se ha informado anteriormente para otros virus respiratorios [ 46 , 47 , 48 ]. Finalmente, la interpretación de las dos bandas en la tira del estudio Ag-RDST fue en general correcta, como se mostró anteriormente para las pruebas de diagnóstico rápido de forma comparable en usuarios legos de la población adulta general [ 28 , 29 ].

4.2. Rendimiento analítico de usuarios legos de la autoprueba de antígeno BIOSYNEX COVID-19 Ag +

El rendimiento analítico del estudio Ag-RDST se evaluó por referencia a rtRT-PCR multiplex para la detección de ARN del SARS-CoV-2 como estándar de oro en un entorno comunitario de la vida real. En esta evaluación, la sensibilidad de la autoprueba de antígeno BIOSYNEX COVID-19 Ag + fue menor entre las muestras de personas asintomáticas (83,3%) que entre las muestras de personas sintomáticas (93,8%). La especificidad (> 99,0%) fue alta en muestras de grupos asintomáticos y sintomáticos. La prevalencia de resultados positivos de la prueba de SARS-CoV-2 rtRT-PCR en esta población fue relativamente alta (20,7% en general; 7,9% para participantes asintomáticos y 53,3% para participantes sintomáticos). La alta carga viral de SARS-CoV-2 en las vías respiratorias superiores e inferiores, incluidos los sitios nasales [ 41 , 47 , 4851 ] y las técnicas moleculares sensibles pueden explicar la sensibilidad equivalente de la autocolección nasal a las muestras recolectadas para el cuidado de la salud en pacientes con COVID-19.El estudio Ag-RDST cumplió con las recomendaciones actuales de la OMS para un cribado Ag-RTD que indica que, como mínimo, las Ag-RDT deberían identificar correctamente más casos de los que perderían (sensibilidad ≥80%) y tendrían una especificidad muy alta ( ≥97-100%) [ 52 ]. Además, los rendimientos analíticos deben ser de un orden comparable, ya que los participantes en nuestro estudio de Ag-RDT se informaron previamente para algunos Ag-RDT en formato de inmunoensayo de flujo lateral [ 9 , 53 , 54 , 55 , 56 , 57 , 58 , 59 , 60 , 61], mientras que varios estudios han informado niveles de sensibilidad mucho más bajos que contrastan con una especificidad siempre alta [ 6 , 62 , 63 , 64 , 65 ]. Además, la autoprueba de antígeno COVID-19 Ag + de Ag-RDST BIOSYNEX cumplió con las recomendaciones actuales de la Haute Autorité de Santé (Saint-Denis, Francia) para un cribado de Ag-RTD, indicando que, como mínimo, las Ag-RDT necesitan identificar correctamente más casos de los que se perderían en pacientes sintomáticos (sensibilidad ≥80%) así como en individuos asintomáticos (sensibilidad ≥50%) y deben tener una especificidad muy alta (≥99%) [ 66 ].Nuestros resultados muestran claramente que los rendimientos analíticos del estudio Ag-RDST fueron mejores en el caso de una carga viral alta, es decir, en el caso de una excreción viral significativa, especialmente en individuos sintomáticos. Estas observaciones confirman el interés diferencial de Ag-RDT para la detección de antígenos del SARS-CoV-2 en función del nivel de carga viral de la muestra analizada, subrayado por varios autores [ 67 , 68 , 69 ] e internacionales [ 52 ] y recomendaciones nacionales [ 66 , 70 ]. Como se indica para Ag-RDT [ 52 , 66 , 70], Los Ag-RDST se pueden utilizar en el mejor de los casos para detectar individuos sintomáticos infectados con SARS-CoV-2 que padecen síntomas similares al COVID-19 con cargas virales elevadas, por lo que son individuos altamente contagiosos.Estudios previos hasta la fecha han analizado el rendimiento de muestras auto-recolectadas supervisadas y no observadas para la detección molecular del SARS-CoV-2 [ 45 , 71 , 72 , 73 , 74 , 75 , 76 , 77 ]. Por lo tanto, Tu y sus colegas compararon la detección del SARS-CoV-2 utilizando una variedad de tipos de hisopos recolectados por ellos mismos (bajo observación de un profesional de la salud) por 530 pacientes ambulatorios infantiles y adultos sintomáticos (o sus padres o tutores), con hisopos nasofaríngeos recolectados por el personal de atención médica. profesionales como el patrón oro de comparación [ 72]. De los hisopos nasofaríngeos recogidos por el profesional sanitario, 51 (9,6%) fueron positivos. Las muestras autorecogidas de cornete medio mostraron una alta sensibilidad del 96,2% (87,0% a 100%) [ 72 ]. McCulloch et al. Han demostrado que la recogida de torundas nasales medias en el hogar sin supervisión era comparable a la recogida de torundas nasofaríngeas recogidas por el médico para la detección molecular del SARS-CoV-2 en pacientes sintomáticos, en particular en aquellos con cargas virales más elevadas [ 71 ]. El alto rendimiento analítico de las muestras recolectadas por ellos mismos, incluidas las muestras de NMT, para la detección molecular de virus respiratorios comunes se informó de manera similar [ 44 , 45 , 46 , 47 , 48 , 78]. Un metanálisis de nueve estudios que compararon el auto muestreo y el muestreo de los trabajadores de la salud para las pruebas de influenza informó una sensibilidad combinada del 87% y una especificidad del 99% para la auto recopilación [ 79 ].Por último, se evaluó el rendimiento de las muestras autocolectadas supervisadas para la detección de SARS-CoV-2 utilizando un Ag-RDT de SARS-CoV-2 incluido en la lista de la OMS en voluntarios adultos en el hospital Charité, Universitätsmedizin Berlin, Alemania [ 12 , 13 , 14 , 15 ]. Por lo tanto, el muestreo nasal (incluido el auto muestreo) evaluado frente al muestreo nasofaríngeo condujo a un rendimiento comparable con el SARS-CoV-2 Ag-RDT [ 12 , 13 , 15 ]. Klein y sus colegas ampliaron estos estudios evaluando el rendimiento clínico de un hisopo NMT supervisado y recolectado por ellos mismos y un hisopo nasofaríngeo recolectado por un profesional, utilizando Panbio ™ Ag-RDT (distribuido por Abbott) en referencia a pruebas moleculares [ 14]. Los participantes pudieron realizar de forma fiable el automuestreo de NMT. Se diagnosticó una infección por SARS-CoV-2 mediante rtRT-PCR en 45 de 290 participantes (15,5%). Al comparar el NMT y el muestreo nasofaríngeo, el porcentaje de concordancia positiva del Ag-RDT fue del 88,1% (IC del 95%: 75,0-94,8%). La sensibilidad de Panbio ™ Ag-RDT estuvo entre 84,4% y 88,9%. La especificidad fue> 99,0% para NMT y muestreo nasofaríngeo. La sensibilidad de Panbio ™ Ag-RDT en participantes con alta carga viral (> 7 log10 copias de ARN del SARS-CoV-2 / mL) fue del 96,3% (IC del 95%: 81,7–99,8%) tanto para el NMT como para el muestreo nasofaríngeo. El automuestreo de NMT supervisado arrojó resultados comparables al muestreo de NP. En general, nuestros hallazgos y el estudio de Klein demuestran que el automuestreo de NMT conduce a resultados comparables al muestreo nasofaríngeo cuando se usa un Ag-RDT conveniente.13 ]. En el mismo entorno, Nikolai y sus colegas demostraron además que el muestreo nasal anterior profesional y NMT tenían una precisión equivalente para un SARS-CoV-2 Ag-RDT en adultos sintomáticos ambulatorios, pero no evaluaron el auto muestreo nasal anterior para Ag-RDST [ 13 ]. Curiosamente, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Atlanta, GA, EE. UU.) Han agregado recientemente tanto el auto muestreo para el análisis en un laboratorio de referencia como el auto muestreo domiciliario de NMT como una alternativa aceptable al muestreo nasofaríngeo profesional en su guía para el SARS -Prueba de CoV-2 [ 11]. Autopruebas directas de COVID-19 y pruebas caseras que han recibido el estado de Autorización de uso de emergencia (EUA) de la Administración de Drogas y Alimentos de los EE. UU. (FDA) y están en el mercado, e incluso están disponibles en farmacias comunes en los EE. UU. La FDA también ha autorizado las autopruebas basadas en fluidos orales en virtud de una EUA, aunque se justifican más estudios clínicos sobre la sensibilidad de la saliva como material de muestra para la autoprueba de COVID-19.Otras tecnologías en desarrollo podrían utilizarse como autoprueba. Por ejemplo, la amplificación isotérmica mediada por bucle (LAMP) es un método de amplificación de ADN que permite la detección rápida y sensible de un gen específico. LAMP combinado con transcripción inversa (RT-LAMP) se ha utilizado con éxito para la detección de varios virus de ARN respiratorios, incluido el SARS-CoV-2 [ 80 ]. Recientemente, se ha desarrollado un dispositivo basado en papel de bajo costo y facilidad de uso para la detección sin extracción de SARS-CoV-2 en saliva completa usando RT-LAMP con una respuesta colorimétrica visible para el ojo humano, que podría usarse como una autocomprobación o un diagnóstico en el hogar debido a su simplicidad [ 81 ].

Conclusiones

Ag-RDST se puede utilizar para detectar individuos sintomáticos infectados con SARS-CoV-2 que padecen síntomas similares al COVID-19 con cargas virales elevadas y tiene el potencial de determinar individuos altamente contagiosos [ 52 , 66 , 70 ]. 

La detección a gran escala de poblaciones con infección activa por SARS-CoV-2 es una posible forma de romper las cadenas de transmisión para limitar la pandemia actual y desconfinar las sociedades. Si bien el cribado poblacional repetido de individuos asintomáticos se puede utilizar para limitar la propagación del SARS-CoV-2, la velocidad de notificación es mucho más importante que la sensibilidad, porque los resultados relacionados con el cribado de individuos infectados y asintomáticos siempre deben conocerse rápidamente [ 18]. 

Por lo tanto, a pesar de una menor sensibilidad para detectar infecciones, Ag-RDST para la detección del antígeno del SARS-CoV-2 puede ser una herramienta importante para el cribado debido a su rápido tiempo de respuesta y menores costos [ 67 , 68 ]. La rápida realización de Ag-RDST puede ayudar a limitar la transmisión del SARS-CoV-2 al identificar más rápidamente a las personas infecciosas a aislar, especialmente cuando se utiliza en el contexto de estrategias de pruebas en serie.La necesidad de servicios de salud ha crecido en todo el mundo durante la pandemia de COVID-19. Se requieren formas innovadoras de abordar esta crisis. La recolección automática de hisopos nasales para las pruebas antigénicas del SARS-CoV-2 ofrece una alternativa aceptable y confiable a las muestras recolectadas por los trabajadores de la salud. Por lo tanto, la recolección de hisopos asociados con Ag-RDST presenta varias ventajas, que son aún más importantes en un momento de crisis de salud global, incluida la accesibilidad fuera del sistema de atención médica, minimizando el uso de equipos de protección personal, limitando la exposición de los pacientes y el personal a infección y proporcionar una experiencia más cómoda para el paciente. La autocolección para pacientes infectados con SARS-CoV-2 o COVID-19 es bien aceptada, segura y escalable en el entorno pandémico.16 ]. 

Las altas sensibilidades de Ag-RDST, especialmente en pacientes sintomáticos, alivian las preocupaciones sobre el aumento de falsos negativos en este contexto. A medida que las sociedades se reabren, la expansión de las pruebas se vuelve fundamental para prevenir un resurgimiento global de COVID-19. 

El auto muestreo nasal con Ag-RDST tiene el potencial de desempeñar un papel fundamental en el aumento del acceso a las pruebas en la población en general.

Actualización del informe del GTM sobre pruebas de diagnóstico de COVID-19

Actualmente las pruebas diagnósticas que existen se basan en la detección de:
1.- Material génico del virus
2.- Antígenos virales
3.- Anticuerpos generados frente al virus
Las técnicas PCR y las de detección de material génico y antígenos virales,
respectivamente, están muy bien establecidas, presentan una gran especificidad
y sensibilidad, y permiten saber si hay presencia de estos elementos del virus en
un momento concreto, aunque no indican en qué momento de la infección nos
hallamos. Por otro lado, la generación de anticuerpos por parte del sistema
inmunitario es una respuesta conocida que sigue una secuencia temporal y
ayuda a identificar el momento del proceso infeccioso en que se encuentra el
paciente. También, permite la identificación de individuos que han sido huésped
del virus, inclusive cuando estos han sido asintomáticos durante la infección.

1.- DETECCIÓN DEL MATERIAL GÉNICO DEL VIRUS POR TÉCNICAS
MOLECULARES
1.1 PCR
La técnica de referencia para detectar la presencia del material génico específico del
virus SARS-CoV-2 es la reacción en cadena de la polimerasa (PCR). La muestra
utilizada suele ser un exudado nasofaríngeo aunque también puede utilizarse saliva,
esputo, aspirado traqueal o lavado broncoalveolar.
Actualmente, la PCR es la técnica de diagnóstico más sensible y específica
de la que se dispone en esta pandemia
(https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/32570045/). La PCR detecta específicamente
secuencias específicas del ARN del SARS-CoV-2, tanto genómico como en
estado replicativo, desde la fase asintomática de la incubación hasta varias
semanas después de la resolución del cuadro clínico.
A pesar de su elevada sensibilidad, se han descrito porcentajes variables de
falsos negativos debidos a factores asociados con la obtención y procesamiento
de la muestra y con la dinámica de la carga viral. En cuanto a esta última,
sabemos que es máxima dentro de los primeros 7 días de la infección,
aunque algunas personas infectadas pueden retener material génico del virus
hasta pasadas semanas e incluso meses, especialmente en pacientes que no
resuelven el cuadro clínico. Por el contrario, la positividad que se detecta tras la
resolución del cuadro clínico, especialmente en pacientes que desarrollan
anticuerpos IgG neutralizantes frente al virus, se suele asociar a una infectividad
mínima o nula.
El porcentaje variable de falsos negativos se considera que es mayor en los
primeros 5 días después de la infección (hasta de un 67%), y mínimo en el día 8
(21%), por lo que sería aconsejable que las pruebas PCR se realizaran 1–3 días
después de la aparición de los síntomas para así minimizar los falsos negativos.
Además, en pacientes asintomáticos, deberían tenerse en cuenta los ciclos de PCR
a los cuales se considera que la muestra es infectiva. Las PCR positivas a ciclos
(Ct) mayores de 35 tras un periodo de sintomatología leve o pasados los días
preceptivos de cuarentena de incubación del virus, deberían de ser considerados
despreciables en cuanto al significado clínico y los pacientes como no
infecciosos.
La dificultad de la interpretación de los resultados en algunos casos, junto con la
complejidad de la obtención de la muestra, la laboriosidad de la técnica en sí, y
la necesidad de llevarla a cabo en laboratorios especializados por técnicos
expertos, son algunas de las limitaciones de la técnica PCR.
3
Existe una RT-PCR automatizada, muy rápida (30 minutos) y en funcionamiento
como Point of Care (POC) (instrumento portátil), que utiliza el sistema Xpert Xpress
(cepheid.com). Viene en un formato que no precisa de instalaciones especializadas
ni de técnicos expertos. Está diseñada principalmente para situaciones de
emergencia y necesidad de diagnóstico urgente y además se podría combinar con la
detección de otros virus respiratorios (para filtrar falsos positivos). Con su uso se
podría evitar la saturación de los servicios de urgencias. Así, se ha anunciado la
combinación en un solo test de SARS-CoV-2, gripe A y B y virus respiratorio sincitial
(Xpert Xpress SARS-CoV-2/Flu/RSV). Este equipamiento es muy específico, pero
está disponible en la mayoría de los laboratorios de Microbiología para pruebas
urgentes de detección de otros virus y ya se está empleando para SARS-CoV-2.
1.2 AMPLIFICACIÓN ISOTÉRMICA
La amplificación isotérmica está basada también en técnicas moleculares y, en
comparación con la PCR, requiere de una temperatura constante para la reacción de
amplificación e identificación de un fragmento del material génico del virus. Existen
numerosas variantes de esta técnica (https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/32093592/).
Este test es más rápido que la PCR (de 5 a 30 minutos). Se trata de una técnica
muy sensible que puede tener, por tanto, las mismas dificultades de interpretación
que se han comentado anteriormente para la PCR.
Hay al menos cinco compañías que comercializan esta tecnología en forma de
técnicas de Point of Care (instrumento portátil) que incluyen hisopo y kit de extracción
y no precisan de técnicos expertos para su realización e interpretación. Una de estas
técnicas es la empleada por el modelo comercial ID now de Abbott, que es uno de
los sistemas de diagnóstico basados en esta técnica más extendidos en USA.
(https://www.globalpointofcare.abbott/es/product-details/id-now.html)
La amplificación isotérmica basada en bucle o LAMP (del inglés, Loop-mediated
isothermal amplification) es una técnica específica de amplificación isotérmica casi
tan sensible como la PCR. El pasado 17 de noviembre, la FDA aprobó el primer
autotest para uso domiciliario denominado Lucira basado en esta técnica
(https://www.lucirahealth.com/), aunque todavía no está disponible comercialmente y
se necesitará prescripción médica para su uso.
1.3 CRISPR
Este tipo de test, basado en el sistema CRISPR, detecta el material génico del
virus mediante la hibridación de una sonda a una región concreta del material
genético del virus. Esto permite, a su vez, la unión de una enzima Cas al ADN,
que da como resultado la activación de una sonda que emite fluorescencia tras
el procesamiento. Al depender de una actividad enzimática, la señal es
4
amplificable y acumulable, lo que permite una detección muy sensible del
material génico del virus sin necesidad de su procesamiento.
El test CRISPR requiere, al igual que las amplificaciones isotérmicas, de una
mínima manipulación y se espera que pueda llegar a ser un test de
autodiagnóstico en fechas no muy lejanas. Al igual que las anteriores, su alta
sensibilidad puede plantear problemas diagnósticos cuando detecten positivos
en personas que ya no secretan virus infectivos.
Actualmente hay tan solo un kit aprobado que emplea esta tecnología. (Se incluye
dentro de un listado de test aprobados; https://www.360dx.com/coronavirus-testtracker-launched-covid-19-tests)
 Sherlock Biosciences. Sherlock CRISPR SARS-CoV-2 kit (EUA
5/6/2020)
EUA: Emergency Use Authorization
1.4 PCR Digital
Para solventar el problema de la sensibilidad cuando las cargas virales son bajas,
diversas compañías están comercializando una tecnología PCR de alta sensibilidad
denominada PCR digital (dPCR), basada en una técnica muy sofisticada que emplea
microfluídica y análisis a nivel de gota. Empresas como Gnomegen LLC,
PreciGenome LLC y Bio-Rad la comercializan.
1.5 SECUENCIACIÓN DEL VIRUS
Otra opción diagnóstica es la secuenciación directa del virus. Esta técnica requiere
de equipamiento más sofisticado y se emplea fundamentalmente para identificar
mutaciones en la secuencia del SARS-CoV-2. Tiene interés para el estudio de
posibles casos de reinfecciones así como de la evolución de las cepas y su posible
implicación en el desarrollo de la pandemia. Así, puede detectar mutaciones con
repercusión clínica en términos de patogenicidad, evasión frente a los tratamientos
basados en fármacos antivirales y/o anticuerpos neutralizantes o la inmunidad
neutralizante completa frente al virus que se espera de las vacunas. Esta técnica de
secuenciación es la que ha permitido la rápida identificación de las mutaciones
detectadas en UK y en Sudáfrica, que tienen mayor capacidad de infección, pero de
similar virulencia.
(Ver Tablas 1A y 1B)
5
VENTAJAS E INCONVENIENTES DE LAS TÉCNICAS MOLECULARES
Ventajas:
En general, la prueba de RT-PCR es el pilar del diagnóstico de COVID-19, debido
a su sensibilidad, especificidad y viabilidad en comparación con el cultivo viral. Para
su interpretación es necesario considerar el momento de la prueba de PCR en
relación con los síntomas, el límite de detección del ensayo y el tipo de muestra.
Las próximas mejoras en la RT-PCR están dirigidas a una mayor facilidad de
procesamiento, ahorro de materiales y tiempos de entrega de resultados más rápidos.
Permite el uso de pools de ARN: se ha demostrado que la sensibilidad clínica se
mantiene con pools de hasta 8 pacientes. Esta aproximación es útil en situaciones de
falta de reactivos y/o número de muestras elevado, con el fin de reducir costes y
acelerar los procesos de cribado, especialmente en momentos de baja incidencia.
https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC7308776/
Inconvenientes:

  • Toma de muestra: la toma de muestra nasofaríngea con un hisopo es la
    recomendada y se puede combinar con la orofaríngea, para aumentar la sensibilidad.
    Esta toma de muestra es molesta para los pacientes, por lo que actualmente, se han
    desarrollado una prueba para la detección en saliva. En un estudio prospectivo, la
    muestra de saliva se asoció con una sensibilidad similar a la del hisopo nasofaríngeo
    en la detección del ARN del SARS-CoV-2.
    https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/32857487/.
  • Temperatura de mantenimiento de la muestra: refrigerada a 4oC si se procesa antes
    de 72 horas; congelada a -70oC o temperaturas más bajas si se necesita mantener
    durante más tiempo.
  • Extracción de ARN viral: Este paso es un factor limitante porque cada contenedor de
    hisopo se debe inactivar (65oC, 30 minutos o con solución inactivadora), manipulando
    en campana de bioseguridad, y de forma individualizada.
    2.- DETECCIÓN DE ANTÍGENOS VIRALES DE CORONAVIRUS SARS-COV-2
    (PRUEBAS DE ANTÍGENO).
    Estos test se basan en la captura de antígenos específicos del virus mediante
    sus anticuerpos específicos. Los antígenos del SARS-CoV-2 son los antígenos
    N, S y el dominio RBD, siendo el antígeno N el más abundante en el virus). La técnica
    empleada para el test de antígeno suele ser la inmunocromatografía (lateral flow).
    Se trata de tiras reactivas donde se adsorben los anticuerpos específicos frente a los
    antígenos. Se han comercializado diversos kits para la detección de antígenos del
    SARS-CoV-2, la mayoría de ellos como test rápidos (resultados en 15-20 minutos)
    6
    Es importante destacar que estos test solo proporcionan una respuesta si/no a la
    presencia de la infección y no permiten conocer cuál es el contenido de la carga viral
    en una muestra.
    Además de la inmunocromatografía, existen test diagnósticos para detección de
    antígenos basados en otras tecnologías como inmunofluorescencia y biosensores
    electroquímicos y ópticos, y algunos de ellos requieren equipos específicos para su
    medición.
    La mayoría de los test se han desarrollado para muestras nasales y orofaríngeas,
    pero recientemente han aparecido otros que pueden emplear saliva.
    La Comisión Europea (CE) ha adoptado una recomendación sobre el uso de los test
    rápidos de antígenos, con una guía con fecha 18 de noviembre de 2020 en la que
    indica que los test de antígeno deben estar provistos del marcado CE y presentar al
    menos un 80% de sensibilidad y un 97% de especificidad.
    (Ver Tabla 2)
    Su sensibilidad se incrementa si se realiza en los 5 primeros días desde el inicio
    de los síntomas o dentro de 7 días tras una exposición confirmada con un caso
    COVID-19, ya que deben ser muestras con alta carga viral para que el test de
    antígeno sea capaz de detectarla. Hay pocos datos en personas asintomáticas ya
    que las empresas que han desarrollado estos test no las incluyen como población
    diana (Figura 1).
    Estos test deberían usarse para el diagnóstico rápido de la infección, particularmente
    en circunstancias de transmisión comunitaria alta. Hay que tener en cuenta que
    actualmente hay numerosos test de antígenos en el mercado, pero no todos tienen
    la misma sensibilidad y especificidad, por lo que es necesario conseguir información
    sobre sus validaciones antes de decantarse por unos u otros.
    VENTAJAS E INCONVENIENTES DE LOS TEST DE ANTÍGENO
    Ventajas:
  1. Los test rápidos son sencillos, no requieren equipos sofisticados ni personal
    muy cualificado, pero sí deben ser llevados a cabo por personal entrenado.
  2. Son más rápidos y baratos que la PCR
  3. Permite el aislamiento más temprano de los casos positivos.
  4. Puede permitir rápidos estudios masivos en situación de alta prevalencia y/ de
    alto riesgo (ejemplo, residencias), y repetirlos en personas con alto riesgo
    potencial.
    Inconvenientes:
  5. La mayoría de ellos tienen una sensibilidad inferior a los test RT-PCR
  6. No hay datos en personas asintomáticas
    7
  7. La ventana de positividad es más estrecha que la de RT-PCR (Figura 1)
  8. Los resultados negativos en una población con alta prevalencia de infección,
    deberían confirmarse por RT-PCR o repetir el test de antígeno.

COMPARATIVA DE LOS TEST RÁPIDOS PARA DETECCIÓN DEL VIRUS
El diagnóstico de infección por SARS-CoV-2 se realiza típicamente utilizando RTPCR estándar, que requiere transporte de la muestra a un laboratorio especializado
así como personal, equipos y materiales especializados. Debido a esta complejidad,
existe un gran interés por las pruebas moleculares y de antígeno rápidas.
Las pruebas rápidas moleculares y de antígenos difieren de las RT-PCR estándar
en varios aspectos: facilitan el acceso a las pruebas mediante ensayos en el lugar de
atención, mejoran la eficiencia ya que reducen los pasos del proceso entre la recogida
de la muestra y los resultados y algunas también anulan la necesidad de un
laboratorio central y de equipo especializado. La muestra para las pruebas rápidas se
obtiene con un hisopo nasal, que suele ser mejor tolerado que el hisopo nasofaríngeo.
8
Las pruebas rápidas pueden contribuir en última instancia a una mejor contención del
SARS-CoV-2 mediante una detección más eficaz y el posterior aislamiento. En
consecuencia, algunos hospitales están utilizando o considerando la posibilidad de
utilizar pruebas rápidas como parte de sus algoritmos de prueba del SARS-CoV-2.
https://www.cdc.gov/coronavirus/2019-ncov/lab/resources/antigen-testsguidelines.html#table2
La evaluación de las pruebas de antígeno para el diagnóstico de la COVID-19
demuestran una especificidad similar a las pruebas RT-PCR estándar, pero una
sensibilidad inferior que las pruebas moleculares rápidas, que muestran una
sensibilidad similar a las pruebas RT-PCR estándar https://www.finddx.org/covid19/dx-data/.
Las pruebas rápidas de antígenos y moleculares pueden diferir en sus características
de rendimiento, por lo que es difícil extrapolar la evaluación de una prueba rápida
específica a otras. Hasta que no se disponga de datos más fiables sobre la utilización
de estas pruebas en los entornos clínicos, la RT-PCR estándar seguirá siendo
probablemente la técnica más fiable para diagnosticar la infección por el SARSCoV-2. Sin embargo, en determinados escenarios, una prueba rápida puede ser una
prueba de detección inicial razonable; entre ellos se incluyen situaciones en las que
es importante el aislamiento rápido, como en los servicios de Atención primaria y de
urgencias o casos en los que una persona sintomática ha tenido un contacto conocido
con alguien con COVID-19. Así pues, no se hacen recomendaciones a favor o en
contra del uso de pruebas rápidas (es decir, tiempo de resultado ≤ 1 hora) frente a las
pruebas estándar de ARN en individuos sintomáticos sospechosos de tener infección
por SARS-CoV-2. Varios ensayos clínicos en curso tienen como objetivo evaluar las
pruebas rápidas de COVID-19 (https://clinicaltrials.gov/ct2/show/NCT04460690). En
el caso del kit de prueba Lucira COVID-19 All-In-One, comentado anteriormente, es
una prueba de PCR rápida que proporciona resultados en 30 minutos.
3.- DETECCIÓN DE ANTICUERPOS FRENTE AL VIRUS
En este caso se detectan los anticuerpos o inmunoglobulinas generados frente al
virus en muestras de sangre, suero, plasma o saliva, principalmente. La sensibilidad
y especificidad de estas pruebas depende, sobre todo, de cuatro factores:

  • El isotipo de anticuerpos detectado. Las pruebas pueden detectar
    inmunoglobulinas totales, isotipos concretos (IgM, IgG e IgA) o sus
    combinaciones (Figura 1). La sensibilidad de todos ellos es baja durante los
    primeros días de infección porque su generación (seroconversión) requiere
    aproximadamente una semana. Las sensibilidades óptimas se encuentran en
    torno a las 3-4 semanas y a partir de entonces, la cinética es altamente
    variable. La IgM sería la primera en aparecer y también en decaer, aunque
    9
    hay casos descritos en los que perdura varios meses. Esta cinética puede
    complicar la interpretación de los resultados sobre todo cuando se miden
    simultáneamente dos o más isotipos.
  • El antígeno contra el que se prueban las inmunoglobulinas. Uno de los más
    habituales es el N (nucleocápside o nucleoproteína) aunque también hay
    pruebas que utilizan mezclas de varios antígenos, incluyendo el S y RBD, o
    de proteínas totales del virus.
  • El perfil inmune de cada individuo. El tiempo necesario para la
    seroconversión, la clase de anticuerpos predominantes y el hecho de que se
    mantengan o decaigan los anticuerpos, depende del estado general de salud
    e inmunidad de cada persona, del curso de la enfermedad, de las posibles
    comorbilidades y de los tratamientos recibidos.
  • El método de detección:
    o Los test de flujo lateral o inmunocromatografía se realizan en minutos
    y requieren tan solo una gota de sangre; son solo cualitativos y no
    requieren instrumental adicional.
    o El ELISA es una técnica muy sensible, habitualmente estos test son
    semi-cuantitativos y requieren del uso de equipos especializados e
    instrumental específico.
    o Los ensayos de quimioluminiscencia (CLIA) son análogos al ELISA en
    sensibilidad y requieren también de equipos especializados que
    permiten además el procesamiento masivo de muestras.
    Los ensayos basados en CLIA ofrecen más del 98% de sensibilidad dentro de
    los 11-15 días posteriores al inicio de los síntomas, mientras que en los test
    rápidos puede bajar al 53% en el caso de la IgM y al 70% en el caso de la IgG.
    Otro aspecto a considerar es que los datos de sensibilidad y especificidad se
    calculan en base al desempeño de los test en individuos con síntomas y PCR
    confirmada y no son trasladables a estudios de cribado de seroprevalencia o
    inmunización en los que hay gran número de asintomáticos.
    (Ver Tabla 3)
    CONCLUSIONES DE LOS TEST DE ANTICUERPOS
    La utilidad de los test de anticuerpos como método diagnóstico es limitada, dado
    que su sensibilidad en la primera semana tras el contagio es baja, aunque pueden
    utilizarse como apoyo al diagnóstico en los casos positivos. Sin embargo son
    esenciales para los estudios de seroprevalencia e inmunización.
    10
    Cuanto más completo sea el repertorio de clases de anticuerpos y antígenos
    testados, más fiel será el reflejo de la inmunidad humoral de cada persona.
    Sin embargo, la ausencia o bajada de los niveles de anticuerpos no puede asimilarse
    con ausencia de inmunidad, puesto que se ha podido generar memoria inmunitaria
    con linfocitos T (celular) y B (humoral), que responderán mejor frente al mismo
    patógeno en futuras exposiciones.

La autoevaluación como herramienta invaluable en la lucha contra la pandemia de COVID-19

Paraskevi Goggolidou

  • La identificación de casos de COVID-19 ha sido impulsada principalmente por pruebas de diagnóstico molecular.
  • Las pruebas de diagnóstico molecular tienen limitaciones y algunos países han empleado pruebas de detección rápida de antígenos (RADT) como una herramienta para identificar rápida y eficazmente los casos positivos en las poblaciones.
  • Nuestra encuesta realizada en Grecia y Chipre a 248 participantes mayores de 18 años identificó una fuerte preferencia por la autoprueba de saliva en el hogar.
  • Un enfoque de detección mediante el uso repetido de RADT, incluso mediante la autoevaluación, presenta claros beneficios para mantener la incidencia de COVID-19 en niveles más bajos.
  • Debería emprenderse activamente un seguimiento y una evaluación adecuados de la implementación de RADT mediante autopruebas con un enfoque en los usuarios finales.

Introducción

Desde el inicio de la pandemia de COVID-19, la identificación de casos mediante pruebas ha sido un pilar fundamental de la respuesta global, con un enfoque en las pruebas moleculares mediante transcriptasa inversa-PCR (PCR) para el diagnóstico. La PCR sigue siendo el estándar de oro en todos los países, 1 y la mayoría de los países también lo emplean con fines de diagnóstico y vigilancia. A pesar de que la PCR puede proporcionar la medición de la carga viral a través del valor umbral del ciclo, los resultados todavía se informan de forma rutinaria como positivos o negativos, tratando a todos los individuos infectados de la misma manera. 2 Además, aunque la PCR es invaluable en el diagnóstico de COVID-19 y podría ser útil para rastrear la dinámica epidemiológica durante un brote, 3tiene limitaciones que incluyen el costo, la infraestructura de laboratorio que normalmente se requiere para realizar la prueba y la entrega de resultados de manera oportuna.

Se ha reconocido que las pruebas de detección rápida de antígenos (RADT), en forma de ensayos de flujo lateral, tienen un gran potencial para abordar las limitaciones de la PCR, en particular para los países de ingresos bajos y medianos. 4 Se han desarrollado como pruebas de laboratorio que requieren equipo especializado y como pruebas en el lugar de atención con fácil lectura de resultados y realización. La Organización Mundial de la Salud 5 ha publicado una guía sobre el uso de RADT y las recomienda para que las administren los profesionales de la salud, mientras que el Centro Europeo para el Control y la Prevención de Enfermedades (ECDC) publicó recientemente 2 informes técnicos que destacan las consideraciones sobre el uso de autoevaluaciones. con RADT tanto para personas asintomáticas como en entornos ocupacionales. 6 , 7La autoevaluación se define como el proceso mediante el cual una persona toma su propia muestra de la nariz / garganta (hisopo nasal, hisopado faríngeo, saliva o una combinación de los anteriores) y procede a realizar la prueba e interpretar los resultados por sí misma. Larremore et al 8, basándose en su modelo, han abogado por repensar las estrategias de salud pública actuales en las pruebas cambiando hacia la ampliación de las RADT, con un enfoque en garantizar el uso repetido y la frecuencia en todos los entornos y poblaciones en un esfuerzo por permitir que los países abrir sus sociedades y economías.

Desde una perspectiva de salud pública, las RADT son extremadamente útiles para identificar infecciones activas. 9 , 10 sino que también aumentan la accesibilidad de los individuos a las pruebas y gracias a la velocidad de obtención del resultado permitir la detección temprana de casos positivos, controlando además la transmisión de enfermedades. Además, la disponibilidad de RADT no solo ha mejorado la conveniencia para muchas personas que habrían tenido dificultades para llegar a un sitio de prueba, sino que también ha hecho que las pruebas sean más accesibles para aquellos que son vulnerables, se protegen, se autoaislan o esperan una cirugía hospitalaria electiva. 11Por otro lado, los RADT se basan en la voluntad y la capacidad del individuo para realizar correctamente la autocomprobación y reportar un resultado positivo, lo que lleva tanto a un subregistro como a un aumento en el número de falsos positivos y falsos negativos, según el panorama epidemiológico. 6 Por lo tanto, su mal uso podría dificultar el seguimiento de las tendencias de la enfermedad a lo largo del tiempo. Además, las muestras de autoevaluación no están disponibles para secuenciar y monitorear variantes de interés. 6

La renuencia de algunos países a probar métodos de detección y diagnóstico adicionales distintos de la PCR ha cambiado su enfoque hacia los grandes programas de vacunación. En un esfuerzo científico hercúleo, las vacunas específicas de dosis única o doble para COVID-19 (Pfizer, Astra Zeneca, Moderna, Johnson & Johnson) han recibido autorización de uso de emergencia por parte de las autoridades reguladoras y actualmente se están implementando en todo el mundo. La seguridad y los altos niveles de eficacia en la prevención de enfermedades sintomáticas demostrados en ensayos clínicos aleatorios se están documentando a partir de estudios de implementación de «eficacia» en la vida real en los EE. UU., Reino Unido e Israel. 12– 14 Los datos más recientes también han destacado el papel de las vacunas, incluidas las de Pfizer-BionTech y Moderna, en la prevención de infecciones asintomáticas en los vacunados, 12 aunque se ha informado de una disminución de la inmunidad esterilizante durante la circulación de la variante Delta. 15 A pesar de la gran promesa de reducir las hospitalizaciones y la mortalidad, existen cantidades limitadas de vacuna a nivel mundial, lo que está obstaculizando nuestros esfuerzos en la carrera por vacunar al mundo. 16 La vacilación ante las vacunas también está desafiando a los gobiernos en sus esfuerzos por lograr que las personas acepten la vacunación en un momento de mayor ansiedad y fatiga pandémica. 17– 20

En Europa, la autoevaluación se ha empleado como una herramienta complementaria en la identificación de casos y la identificación de personas que han desarrollado alguna forma de inmunidad al SARS-CoV-2, lo que permite a las personas regresar al trabajo de manera segura y obtener información sobre la evolución. de la epidemia, incluso cuando se ha alcanzado un umbral de inmunidad colectiva. 21– 24 gobiernos tanto en el Reino Unido como en Grecia han adoptado el uso de pruebas de sobretensión con RADT en un intento de abrir lentamente negocios, escuelas y tiendas minoristas y, más recientemente, para controlar los brotes locales de variantes del SARS-CoV-2, como el delta. -variante (B1.617.2) en puntos de acceso del Reino Unido. 25 El uso de RADT gratuitos para la detección del SARS-CoV-2 mediante hisopos nasofaríngeos se ofreció a todas las empresas en el Reino Unido en marzo de 2021, seguido de pruebas dos veces por semana para todas las personas asintomáticas a principios de abril de 2021. 24 De manera similar, Grecia ha introducido el uso de 2 RADT nasales gratuitos para uso semanal por personas asintomáticas en escuelas, empresas y entornos comunitarios. 26Aunque, el uso de pruebas de antígeno de flujo lateral fue autorizado por la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (FDA) 27 en marzo de 2020, inicialmente se requirió una receta para su uso por parte del público en general. Dos pruebas rápidas de antígenos caseras ahora se venden sin receta en los estantes de las farmacias, sin necesidad de receta médica para personas asintomáticas en los EE. UU., Lo que permite al país mitigar la cadena de transmisión y reducir la prevalencia del SARS-CoV-2. 28

A medida que más países se están moviendo hacia diferentes modos de prueba de COVID-19 al expandir sus políticas de prueba, estábamos interesados ​​en investigar la aceptabilidad y viabilidad de las autopruebas. Para ello, realizamos una encuesta transversal de residentes en Grecia y Chipre mayores de 18 años, con un enfoque en la isla de Lesbos, Grecia en el período del 16 de enero al 16 de marzo de 2021 utilizando la plataforma en línea JISC, con el fin de determinar las preferencias de los participantes sobre las pruebas COVID-19 e identificar cualquier relación entre los datos demográficos particulares y sus puntos de vista sobre las autoevaluaciones.

Métodos

Diseño del estudio y participantes

La encuesta en línea se creó en la plataforma JISC, que está diseñada para instituciones educativas y de investigación ( https://www.onlinesurveys.ac.uk/about/ ). La encuesta se distribuyó a 1000 personas a través de listas de correo electrónico y redes sociales utilizando la URL pública https://uow-survey.onlinesurveys.ac.uk/covid-19-testing-and-long-term-symptoms y estuvo abierta en el período del 16 de enero al 16 de marzo de 2021. Todas las respuestas fueron anónimas y el comité de ética FSE de la Universidad de Wolverhampton proporcionó la validación de las preguntas de la encuesta y la aprobación ética (LSEC / 202021 / PG / 52).

Las personas mayores de 18 años fueron reclutadas a través de la red de gimnasios Les Mills, Grecia y la red académica y profesional de Paraskevi Goggolidou en Grecia y Chipre. Se empleó un muestreo estratificado para garantizar una distribución adecuada por sexo y edad de la encuesta en línea. Se requirieron diez o más respuestas por grupo de edad (18-24, 35-44, 45-54, 55-64, 65+) para que se incluyera en el análisis del estudio. Se hizo hincapié en la contratación de participantes en las personas que residen permanentemente en Lesbos, Grecia, debido a su ubicación geográfica y entorno representativo. Lesbos es la tercera isla más grande de Grecia, tiene un tamaño de población manejable y es representativa de la demografía griega. También tiene un gran centro de integración de refugiados y tuvo una fuerte pendiente en el número de casos positivos de COVID-19 a fines de 2020 / principios de 2021.

La encuesta estuvo abierta a los participantes durante la duración del estudio, pero el mismo titular de la cuenta de correo electrónico no pudo volver a acceder a ella una vez completada. La encuesta en línea consistió en la hoja de información del participante y el consentimiento, seguida de una serie de preguntas que comprenden: datos demográficos individuales y la capacidad del respondedor para emplear intervenciones no farmacéuticas, como el distanciamiento físico durante la pandemia de COVID-19; antecedentes de pruebas anteriores de COVID-19 y manifestación de la enfermedad; preferencia en el muestreo de COVID-19, la metodología de prueba y los entornos. Se proporciona un mapa de la encuesta en la Figura complementaria 1 . En todos los casos, cuando faltaban datos, se excluyeron las respuestas de este individuo en particular a todas las preguntas, de modo que solo se tuvieron en cuenta las respuestas completas.

Análisis de los datos

Como la medición de resultado utilizó datos categóricos recopilados, se utilizaron frecuencias para presentar datos descriptivos. Se realizaron pruebas de chi-cuadrado para comparar datos sociodemográficos y de actitud entre los grupos que estaban dispuestos a autoevaluarse y los que no querían / ​​no saben y para los predictores demográficos de las preferencias de las pruebas. Se realizó un análisis de regresión logística para evaluar los factores que pueden predecir la voluntad de autoevaluarse. Se consideró estadísticamente significativo un valor de p <0,05.

Resultados

De las 1000 personas a las que se distribuyó la encuesta, 860 participantes accedieron a la encuesta en línea y se obtuvo una tasa de respuesta del 62%. Excluyendo las respuestas incompletas, se recibió un total de 248 respuestas completas. Alrededor del 60% de los que respondieron se basaron en la isla de Lesbos, Grecia, el 20% en el resto de Grecia y el 20% en Chipre. Las respuestas aceptadas fueron de distribución equilibrada por género (55% mujeres, 45% hombres) y características demográficas particulares de la región (97,6% blancos, 98% griego como lengua materna, 72% con estudios superiores, 83,1% cristianos, 62% empleados; tabla 1). Aproximadamente el 14% de los encuestados había sospechado o confirmado COVID-19 antes de participar en la encuesta y el 63% ya se había sometido a una prueba de diagnóstico de COVID-19 realizada por un profesional. Aproximadamente el 62% informó que no había podido mantener el distanciamiento social, el 59% trabajaba en espacios confinados y el 26% era un contacto cercano de un caso de Covid-19 (datos no mostrados).

Tabla 1. Resumen de la demografía de los participantes.

Tabla 1. Resumen de la demografía de los participantes.Ver versión más grande

La mayoría de los participantes (79%; n = 196) informaron estar dispuestos a autoevaluarse y los individuos restantes informaron que no (10,5%; n = 26) o no saben (10,5%; n = 26). Para fines de análisis de datos, los grupos de no saber y no saber se combinaron (21%; n = 52) en un grupo (grupo de no saber / no saber). Se realizó una prueba de chi-cuadrado de Pearson para medir si había diferencias demográficas significativas entre los grupos que querían y que no o no sabían. El análisis reveló que aquellos que están dispuestos a autoevaluarse tienen más probabilidades de ser graduados universitarios que aquellos que estaban en los grupos no sabe / no sabe (χ 2  = 15,398, gl = 1, p  <0,001). No se encontraron otras diferencias demográficas entre los grupos que quisieron y no / no saben ( Tabla 2 , resultados solo para las variables significativas).

Tabla 2. Un resumen de las diferencias significativas entre los grupos que estaban dispuestos a realizar una autoprueba de COVID-19 en casa y los que respondieron No / No sé.

Tabla 2. Un resumen de las diferencias significativas entre los grupos que estaban dispuestos a realizar una autoprueba de COVID-19 en casa y los que respondieron No / No sé.Ver versión más grande

Se realizaron modelos de regresión logística sobre variables de chi-cuadrado significativas para medir los predictores de la voluntad de autoevaluarse. Ser un graduado universitario predijo significativamente la probabilidad de estar dispuesto a autoevaluarse (razón de probabilidades [OR] = 3.455, P  <.001). La ubicación del sitio de prueba no predijo la voluntad de autocomprobarse. Cuando se les preguntó sobre la preferencia por el método de muestreo, la mayoría de los participantes indicaron que preferían una prueba de saliva (73%; n = 180), seguida de una prueba de punción digital (13%; n = 32); hisopo nasal (11%; n = 27); o frotis de garganta (7%; n = 9). La prueba de chi-cuadrado de Pearson encontró diferencias significativas entre graduados universitarios y no graduados en el tipo de prueba COVID-19 preferida (χ 2  = 8.95, gl = 3, P <0,03); los graduados eran más propensos a preferir la prueba de saliva y menos propensos a preferir la prueba de punción en el dedo que los no graduados ( Tabla 3 ). Además, chi-cuadrado encontró que los no griegos eran significativamente más propensos a preferir la prueba de saliva y menos propensos a preferir el hisopo nasal que los griegos (χ 2  = 9.12, gl = 3, P  <.028); no se detectaron otras diferencias significativas relacionadas con otras características de los participantes (por ejemplo, edad, sexo, idioma, empleo). Además, no se revelaron diferencias significativas entre las preferencias del método de muestreo de los individuos y su disposición a autocomprobarse o no / no sabe (χ 2  = 3.652, gl = 3, P  > .05).

Tabla 3. La prueba de chi-cuadrado de Pearson encontró diferencias significativas entre graduados universitarios versus no graduados y griegos versus no griegos en el tipo de prueba COVID-19 preferida.

Tabla 3. La prueba de chi-cuadrado de Pearson encontró diferencias significativas entre graduados universitarios versus no graduados y griegos versus no griegos en el tipo de prueba COVID-19 preferida.Ver versión más grande

En particular, la mayoría de los participantes preferiría realizar la prueba una vez a la semana (40%; n = 100), <1 de cada 5 de las personas encuestadas optaron por realizarse la prueba una vez al mes (19%; 46), mientras que alrededor de 1 de cada 3 respondió que nunca deseaba hacerse la prueba (31%; n = 76). La prueba de Chi-cuadrado de Pearson encontró diferencias significativas entre los 2 grupos; los que estaban dispuestos a autoevaluarse prefirieron una vez a la semana, mientras que los que informaron que no / no saben prefirieron nunca ( Tabla 2 ). Por último, más de la mitad de los participantes preferirían realizar la prueba en casa (52%; n = 129) o no tenían preferencia en el lugar de la prueba (22%; n = 54). La prueba de chi-cuadrado de Pearson encontró diferencias significativas entre los 2 grupos (χ 2  = 36,331, gl = 6, P <0,001); el grupo dispuesto prefirió hacerse la prueba en casa, mientras que el grupo no / no sabe prefirió el hogar, la clínica privada o los entornos EODY / YDY ( Tabla 2 ).

Discusión

Nuestros datos muestran una preferencia general por la autoprueba de COVID-19 de la manera menos invasiva, con una preferencia por la saliva como material biológico de elección. En las prácticas actuales de autoevaluación, generalmente se adquieren hisopos nasales. 29 La saliva debe considerarse como una muestra biológica adicional para la prueba de COVID-19, ya que aunque su sensibilidad es menor que la de la PCR con hisopo, 30 es un material clínicamente aceptable 31y su facilidad de uso permite realizar pruebas repetidas y sencillas, lo que aumenta la probabilidad de detección de casos positivos. Además, la naturaleza no invasiva de la adquisición de saliva permite la recolección de muestras en niños, personas discapacitadas, vulnerables o ansiosas y donde los recursos son escasos y, aunque tiene limitaciones, puede aumentar la aceptación de pruebas repetidas. 29

El concepto de autoevaluación era muy novedoso en el momento en que diseñamos nuestra encuesta. Aunque nuestro estudio fue de naturaleza transversal, la población de la encuesta fue limitada y se observó una sobrerrepresentación de graduados universitarios en la población de la encuesta, nuestros hallazgos nos dan una idea de la preferencia de los individuos por la autoevaluación. La encuesta se realizó en una población adulta que representa la demografía del país, siendo la única barrera para la participación el acceso a un dispositivo tecnológico. Esto se abordó con la ayuda de voluntarios locales que ayudaron a 7 participantes sin acceso en línea a completar los cuestionarios. Algunos participantes también presentaron inicialmente respuestas incompletas; donde esto era evidente, nuestros voluntarios locales los ayudaron a volver a enviar una respuesta completa.32 y, como tal, estos hallazgos solo reflejan la población principalmente griega. En el futuro, esta limitación podría abordarse diversificando los puntos desde los cuales los participantes accedieron a la encuesta, ya que esto podría haber mejorado la diversidad de la población de la muestra. Otras limitaciones del estudio incluyen el hecho de que se completó antes de que se lanzara en Grecia la autoprueba de detección asintomática; Es posible que después de la exposición repetida y la realización de pruebas nasales dos veces por semana, las preferencias de los participantes sobre la frecuencia y el método de prueba hayan cambiado. Nuestro estudio no accedió a las preferencias de las personas menores de 18 años, por lo que no se puede sacar ninguna conclusión sobre sus puntos de vista sobre la autoevaluación.

El uso de RADT de autoevaluación podría representar una parte vital para ayudar a un gobierno a levantar con cautela las restricciones para abrir su economía y sociedad. 6 , 7 , 30 También puede ser crítico durante un rápido aumento de casos, como se demostró más recientemente en la India, donde la guía del gobierno indica que una prueba casera de antígeno reactivo es un positivo definitivo. 33 Al 31 de marzo de 2021, la Administración de Alimentos y Medicamentos de los EE. UU. (FDA) había autorizado 4 pruebas para el uso de venta libre sin receta para pruebas seriadas asintomáticas para el SARS-CoV-2. 34 En Grecia, los RADT de autoevaluación se están distribuyendo a todos los ciudadanos registrados a través de farmacias desde principios de abril 35y en el Reino Unido se llevó a cabo un enfoque similar para la autocomprobación dos veces por semana. 24 El uso de un sistema en línea para informar resultados reactivos de COVID-19 en un ensayo de flujo lateral es esencial y el NHS lo ha aplicado con éxito mediante la aplicación Trace and Contact en el Reino Unido. 36 Las personas con un resultado reactivo para COVID-19 en Grecia lo informan a través de una plataforma en línea. 37 Además de las pruebas, el rastreo de contactos debe complementar la identificación de casos, ya que permite romper las cadenas de transmisión mediante la identificación rápida de conglomerados o brotes en entornos específicos, 38 e incluso si los casos positivos no informan formalmente o informan erróneamente su resultado, pueden informar a sus contactos, lo que puede tener un impacto positivo en el control de la transmisión.

Por lo tanto, aunque la autocomprobación puede mejorar la respuesta de un país contra COVID-19 incluso a medida que aumenta la cobertura de vacunación, es necesario considerar una serie de factores antes de que la autocomprobación pueda ampliarse de manera universal y confiable. En Europa, los fabricantes deben demostrar el cumplimiento de los requisitos legales aplicables de la Directiva de la UE 98/79 / EC para dispositivos médicos de diagnóstico in vitro, a fin de poder comercializar un RADT. 39 Ya se han expresado preocupaciones sobre la alta tasa de falsos negativos en RADT con sensibilidades del 72% y 58% observadas en cohortes de participantes sintomáticos y asintomáticos, respectivamente. Además, una revisión Cochrane publicada recientemente informó variaciones en las sensibilidades entre las marcas que van desde el 34% al 88% 40y otro estudio investigó RADT con características de rendimiento prometedoras, identificando Innova RADT como una de esas pruebas con excelente especificidad. 11 A medida que el mercado de kits de detección de venta libre se expande rápidamente a través de programas de autoevaluación respaldados por el gobierno, la capacidad de registrar y evaluar de manera centralizada la eficacia de diferentes pruebas de antígenos se vuelve primordial.

Para que los enfoques de autoprueba masiva tengan éxito en romper las cadenas de transmisión, los países deberán centrarse en los usuarios finales, proporcionar las pruebas de manera amplia y libre y generar confianza en el proceso. Nuestros hallazgos muestran que el 52% de los participantes prefieren hacerse la prueba en casa en comparación con otros entornos alternativos y el 31% se muestra reacio a hacerse la prueba debido al costo financiero. La autoevaluación de fácil acceso y libre disponibilidad sería una estrategia para abordar estas barreras. Para poder obtener resultados significativos, los usuarios deberán recibir instrucciones claras sobre cómo realizar las autoevaluaciones y algunos miembros clave de la comunidad deberán recibir capacitación y actuar como embajadores de las autoevaluaciones. Además, será necesario emplear un enfoque proactivo al informar un resultado, ya sea con la adopción de aplicaciones especialmente diseñadas o mediante un sitio web dedicado y de fácil acceso. En Grecia, desde que se puso en marcha la autocomprobación gratuita, se distribuyeron 42 millones de RADT a 4,6 millones de ciudadanos y se confirmaron unos 85 000 casos positivos mediante PCR.41 Los diferentes países tienen diversas prácticas sobre la validación de los resultados de las autopruebas y nuestra recomendación es que un resultado reactivo deberá ser validado por PCR, de una manera que no perjudique ni cause daño al individuo o la sociedad; El auto muestreo y la recolección casera de muestras para validación podrían ser una solución. También hay que señalar que, si bien el número de falsos positivos variará dependiendo de la prevalencia de base, 8 , 9 el éxito de este enfoque dependerá de la participación de la población que puede ser estimulado por las campañas de educación y embajadores de la comunidad, la efectiva y oportuna notificación y validación y la prestación de apoyo estatal a los casos positivos durante el período de cuarentena y aislamiento.

Conclusiones

Aunque la inmunidad inducida por vacunas es el vehículo para controlar y poner fin a la pandemia, la autoprueba de COVID-19 como parte de un enfoque de prueba integral debe priorizarse en paralelo a medida que avanzan las campañas de vacunación en todos los países. Se debe realizar un seguimiento y una evaluación adecuados de la implementación de la RADT mediante autopruebas, donde las métricas de las pruebas se comparten rápida y públicamente, como se ha hecho con la implementación de la vacunación en los países. Es importante destacar que la autoprueba con RADT debe entenderse como una estrategia de detección, en lugar de una prueba de diagnóstico, mientras que la saliva debe considerarse como un material de muestreo adicional, especialmente en casos de poblaciones jóvenes, vulnerables y de difícil acceso. Un enfoque de detección mediante el uso repetido de RADT, incluso mediante autoevaluación, presenta claros beneficios sobre lo que se considera una menor sensibilidad analítica del ensayo en comparación con las pruebas de diagnóstico molecular más costosas. Las pandemias requieren innovación y audacia en el desarrollo de políticas. Ampliar las pruebas para incluir la autoprueba puede ser fundamental para mantener la incidencia de COVID-19 en niveles más bajos, especialmente a medida que avanzamos hacia la siguiente fase de la respuesta global de COVID-19 en una era de cobertura de vacunación creciente, aunque limitada.

Publicado por saludbydiaz

Especialista en Medicina Interna-nefrología-terapia intensiva-salud pública. Director de la Carrera Economía y gestión de la salud de ISALUD

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: